Peregrino Reformado desea colaborar para ayudar a reconstruir Japón. Son muchas las ONG que trabajan en el país para proveer de ayuda material a los damnificados por el seísmo, maremoto y catástrofe nuclear.

Iniciamos una cadena de oración, para que el Señor escuche nuestros ruegos e ilumine y salve las almas de los ciudadanos de Japón. Es nuestro deseo que la Gracia de Dios y el amor de Cristo Jesús toque los corazones de los nipones. También oramos para que Japón pueda volver a renacer y los supervivientes a cubrir sus necesidades básicas.

Invitamos a todos los lectores a que oren con nosotros cada día por Japón y escriban aquí sus propias oraciones.

 

Señor del cielo y la Tierra te pedimos por la nación japonesa, por la gente de aquellas tierras. Señor, conocemos tus juicios y tu furor, conocemos las consecuencias del pecado y la caída de nuestros primeros padres. Ahora te pedimos que seas misericordioso, para que muestres tu amor para con los japoneses y para que nos ayudes a llevar el Evangelio a esas tierras.

Señor y Padre celestial bendice a Japón y ayuda a sus habitantes, muestra tu amor y llévales el conocimiento de la obra de Cristo en la Cruz. Te lo pedimos en el nombre de Nuestro Señor Jesucristo. Amén.